Noticias

...
26 de agosto de 2019

La actriz peruana Magaly Solier vuelve a las salas de cine peruanas con

un film de suspenso psicológico, "Vivir ilesos" en el que interpreta a

una estafadora inexperta que cree que robar es la solución fácil a sus

problemas.

 

Bajo la dirección y guion de Manuel Siles, la película se estrena el 10

de octubre, definida por él como un viaje al lado más oscuro del alma

humana, que a pesar de la sordidez de las situaciones que presenta, lo

hace sin caer en el facilismo vulgar de lo explicito. Es también una

metáfora de un sistema que propone una vida sin problemas económicos a

la mujer, a cambio de la renuncia a su desarrollo personal y a sus

aspiraciones, y al precio de la humillación, la postergación y las

vejaciones en silencio. Un sistema que parece decir, si quieres los

beneficios, sométete.

 

La historia se basa en Lucía (Magaly Solier) que decide el robo como la

solución a sus problemas. Junto a su novio Alberto (Oscar Ludeña)

estafan a un hombre poderoso y que parece inofensivo (Renato Gianoli),

pero que, al darse cuenta del engaño, decide vengarse. Es un juego

siniestro de intriga, abuso de poder, manipulación y violencia física y

psicológica

 

Sobre la actuación de Solier, el director no dudo en decir que "Trabajar

con Magaly Solier es un privilegio. Los directores se van a dar cuenta

de que su registro es muchísimo más amplio de lo que hasta ahora se ha

creído. Aquí es un estafadora de poca monta, ‘criolla’, que va a estafar

a un señor inocente, pero que termina siendo una fiera y la va a

secuestrar. ¿Cuándo la hemos visto en un papel como ese? ¡Nunca! Y ella

lo asumió sin ningún temor. Cuando le ofrecí el personaje me dijo: ‘Me

encanta, ¡por fin!’". Y sobre el papel que encarna Gianoli explica que

"Está inspirado en una forma de hacer política, en una forma de

conducirse en nuestro tejido social".

 

El rodaje tuvo dos años de duración entre 2016 y 2017, por problemas de

financiamiento, pero ha obtenido su recompensa siendo premiada por el

Ministerio de Cultura como ganadora del Concurso Nacional de Post

Producción de Largometraje de 2018.

 

Ahora, el director espera poder presentar la película en festivales, al

igual que hizo con su anterior película: "Si no tiene nivel, no entra a

ningún festival, además, no solo Magaly, todos se sentirían avergonzados

de una película que no esté a la altura".